miércoles, 27 de abril de 2016

Estornudos con fuerte temblor, enrojecimiento de mejillas y unos fuertes escalofríos

En un vuelo internacional, (Sevilla - New York) un hombre (moreno y apuesto) y una mujer (rubia y con buen tipo), están sentados uno junto al otro, en la sección de primera clase de un Airbus A330.
Tras realizarse el despegue, y una vez que hacen el anuncio de poder desabrocharse los cinturones, la mujer estornuda escandalosamente y se estremece de forma compulsiva y violenta.
Seguidamente saca un pañuelo de su bolso, se limpia con delicadeza la nariz y acto seguido, le pide disculpas a su desconocido compañero de asiento.
El hombre, -caballerosamente y con una sutil sonrisa- le dice "no se preocupe señorita", y continuó con la lectura que estaba llevando a cabo.
Pero no tranquilo, se quedó pensando en el fuerte estremecimiento que le produjo el estornudo a su compañera de asiento.
Pasados unos pocos minutos, el hombre es sorprendido de nuevo, por un estruendoso estornudo de su vecina de asiento, seguido este, de un fuerte temblor, enrojecimiento de mejillas y unos fuertes escalofríos. 
Ella, de nuevo saca un pañuelo, se limpia cuidadosamente la nariz con el mismo, y le vuelve a pedir disculpas a su compañero de viaje.
El hombre, está ahora más intrigado por el curioso estremecimiento de su compañera de vuelo al estornudar. Acepta las disculpas con un gesto de asentimiento sonriente y continúa con su lectura.

Estornudos con fuerte temblor, enrojecimiento de mejillas y unos fuertes escalofríos

Transcurridos 30 minutos de vuelo, se repite la misma escena, la mujer estornuda de nuevo, sufre un fuerte estremecimiento, temblores, escalofríos, enrojecimiento, -síntomas estos- que alertan y asustan al caballero, pensando este, que podría tratarse de un ataque de epilepsia o algo aún peor.
La mujer se calma poco a poco, saca nuevamente su pañuelo, se limpia suave y cuidadosamente la nariz, y nuevamente vuelve a disculparse.
El hombre, -intrigadísimo- ya no puede contener la curiosidad, y le dice a la mujer:
- Señorita, ha estornudado usted tres veces, las tres veces, con fuertes estremecimientos, temblores, escalofríos, enrojecimiento
¿Sufre usted de algún tipo raro de alergia?
La mujer, -con mucha calma- le contesta:
- Discúlpeme usted señor, si le he molestado.
Efectivamente, sufro de una rara enfermedad, que me provoca que cada vez que estornudo, tenga un placentero e intenso orgasmo.
El hombre, -un tanto sorprendido pero aún curioso- le dice:
- ¡Nunca había escuchado algo así señorita! ¿Y que toma para su rara enfermedad? ¿Tiene alguna solución?
La mujer, -con mirada pícara y sonriente- le coge la mano, y le contesta:
- ¡¡¡NO SÉ SI TIENE SOLUCIÓN CABALLERO, PERO YO, LE PONGO MUCHA PIMIENTA AL PAÑUELO!!!


Estornudos con fuerte temblor, enrojecimiento de mejillas y unos fuertes escalofríos

2 comentarios:

  1. Genial me ha encantado recien me despierto y estornudo cuando te leo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja espero que los estornudos al leerme, sean muy placenteros para ti amiga. Gracias por dejar tu comentario y por disfrutar leyéndome. Un saludo!!!

      Eliminar