sábado, 27 de junio de 2015

Tu mujer te pone los cuernos

Dos amigos que no se veían desde hace tiempo, se encuentran tomando una cerveza, en uno de los bares que frecuentan a menudo. Al verse, entablan conversación y uno le dice al otro:
- ¡¡¡Paco, me han dicho que tu mujer te pone los cuernos!!!
Cabizbajo pero no sorprendido, Paco le dice a Luis...
- ¡¡¡Ya está hablando la basca más de la cuenta!!!
Yo me enteré antes de ayer Luis, así que ayer por la noche, me puse a seguirla. Para averiguar si era cierto lo que me dijo Antonio -nuestro mejor amigo-.

Luis totalmente intrigado le dice...
- ¿Y qué pasó Paco? ¡¡¡Cuenta, cuenta!!!
Paco, le da un trago a la fría cerveza que está sobre el mostrador del bar, y le dice a Luis...
- Pues nada Luis, cuando salió de casa, la seguí hasta diez casas más abajo -hasta la casa del vecino bombero- tocó al timbre, y poco después, le abrió la puerta el vecino con el torso desnudo, brillante por el sudor, y con un culote ajustado que le marcaba todo el paquete.
Supongo, que estaría haciendo bicicleta estática.
Luis, -con los ojos como platos por la intriga- le dice apurado...
- ¡¡¡Pero no te pares Paco!!! ¡¡¡Cuenta, cuenta, no pares!!!
Paco bebe de nuevo, y continua relatando...
- Pues nada Luis, que mi mujer entró, y cerró la puerta.
Yo me acerqué después, y me puse a mirar por la ventana del dormitorio.
Vi como mi mujer entraba en el mismo, y acto seguido, se desnudaba muy sensualmente delante de los mórbidos ojos de mi vecino el bombero.
A continuación, -totalmente desnuda- se metió en su gran cama de forma redonda y acto seguido, él se quitó el culote, y totalmente desnudo también, se metió en la cama con ella.
A Luis, le caen varias gotas de sudor frío por las sienes, y seguidamente dice:
- ¡¡¡Uy uy uy!!! ¿Y después... Qué pasó después Paco?
Paco se bebe de un tirón, lo que le quedaba de cerveza en el vaso y le dice a Luis...

Tu mujer te pone los cuernos

- Pues no sé Luis, el vecino se levantó de la cama, echó la persiana de la ventana, y...

¡¡¡Yo me quedé con la duda!!!

Tu mujer te pone los cuernos

No hay comentarios:

Publicar un comentario