viernes, 5 de septiembre de 2014

El Débola

El Débola
Un sevillano de 40 años, -vecino de una de las barriadas del extra radio-, llega a su casa triste y terriblemente  preocupado.
Reúne a todos sus familiares en el salón de la casa y con cara descompuesta y de preocupación les dice...
- Querida familia, tengo una noticia triste que daros a todos, por lo menos para mí, es muy triste.

Resulta que en España, ha salido una nueva enfermedad, que es muy, muy contagiosa, y que según dicen, es muchísimo peor que el mortífero “Ébola” africano.
Todos los familiares allí reunidos, comienzan a poner cara de preocupación y sus ojos, comienzan a llenarse de lágrimas de dolor.
La hermana mayor del hombre le dice:
- Pero... ¿Qué enfermedad tienes? ¡¡¡Cuéntanos!!!
El hombre traga saliva, recompone su postura, compungido y cabizbajo les dice:
- Es el... “Débola”, desgraciadamente y muy a mi pesar... yo, la he contraído.
Todos los allí presentes, lo miran a los ojos sin saber que decir y nuevamente su hermana mayor le dice:
- Pero... ¿Es muy grave? ¿Qué te han dicho los médicos?
El hombre empieza a llorar desconsoladamente y con voz trastabillada, les dice:
El Débola
- No es que sea grave, es... “gravísima”.
Débola Luz, débola casa, débola comunidad, débola comida, débola gasolina del coche, débola ropa de los niños...
¡¡¡Débolo todo!!!  ¡¡¡Débolo todo!!!  
¡¡¡Aaaayyyyy... me voy a morir de “Débola”!!! ¡¡¡Aaaayyyyyy!!!
¡¡¡Y no tiene curaaaaa!!! ¡¡¡Me han dicho que la única cura posible que hay, es... pagando!!!
¿Cómo voy a pagar yo? ¡¡¡Si llevo cuatro años parado y nadie me quiere contratar!!! ¡¡¡Todos los empresarios dicen, que ya estoy viejo!!!

¡¡¡Me mueroooo, me muerooo, de Débola!!!
El Débola

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario.
HLR