lunes, 30 de diciembre de 2013

Mariano Rajoy y su franqueza al hablar

Ya cuenta a su fin el año 2.013. 
Desde que comenzara su mandato Mariano Rajoy a finales de 2.011, no ha parado de contradecirse en todo lo que dijo antes de las elecciones, y lo que ha hecho después de las mismas. Parece, como si se hubiese estado echando un pulso consigo mismo, para ver cuántas contradicciones, podía acumular en tan corto periodo de tiempo.
Si miramos la trayectoria descrita durante estos dos años, veremos, que la forma en que el señor presidente de todos los españoles, transmite sus comunicados al pueblo español, deja mucho que desear. El señor presidente del gobierno español D. Mariano Rajoy y todo su equipo de ministros, nos tienen tan acostumbrados a las mentiras partidistas, que ya no prestamos atención ni a lo que dicen, cuando hacen un comunicado formal a los medios.
Todos los españoles permanecemos en un compás de espera, viendo pasar los minutos, las horas y los días que aún nos quedan, hasta que finalice su penosa legislatura, o más bien, su soslayada dictadura.
Si pinocho hubiese tenido, la habilidad que tiene nuestro presidente para decir mentiras, en vez de una nariz de madera, habría tenido una secuoya roja americana (de lo que le habría crecido esta).
Nuestros políticos tal vez crean, que el pueblo español es tan ignorante, que no sabemos distinguir entre un guisante y una sandia, (ya que los dos son verdes por fuera). Pero aquellos lejanos tiempos en que todos éramos analfabetos e ignorantes, hace décadas que dejaron de existir. Ya no existen los catetos pueblerinos que no sabían ni firmar, y ponían su huella para cualquier trámite legal. Tal vez, los ignorantes sean ellos, al pensar, que hagan lo que hagan con nosotros, seguiremos pensando, que son la solución a todos nuestros problemas y que sin ellos, todos estamos perdidos en la desgracia más absoluta y abocados al caos.
Yo os digo, que los cambios no los hacen los políticos, sino nosotros, “El pueblo soberano”, abrid los ojos y la mente a un futuro que puede ser mejor, y que podemos construir entre todos.
No somos marionetas del estado, ni de ningún partido político. No debemos dejarnos manejar por sus cuerdas, como si fuésemos burdas marionetas sin voluntad propia.
No somos cromos intercambiables cada cuatro años, somos ciudadanos soberanos de nuestro destino, y como tales, nos tienen que tener en consideración.
Para las próximas elecciones, pensad bien, muy bien, que es lo que hacéis con vuestro voto. Tenéis que entender, que todo el poder que ellos manejan, se lo dan nuestros votos.
Así que... pensad bien a quien se lo dais antes de votar. Una vez echados en las urnas, ya no hay marcha atrás. Nuestros votos pueden suponer: cuatro años de progreso, o cuatro años de retroceso, dependiendo de a quién se lo demos.
Os dejo en la siguiente imagen, una pequeña recopilación, de las mentiras dichas por nuestro presidente de gobierno.
Tal vez, cuando leáis las perlas que dijo, seguro que os harán reír, al comprobar, como cambian las cosas que se dicen antes, y lo que se hace después de unas elecciones con mayoría absoluta. Aunque mirándolo bien...

¡¡¡Maldita la gracia que tiene!!!

Mariano Rajoy y su franqueza al hablar



Mariano Rajoy y su franqueza al hablar


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario.
HLR